lunes, 20 de febrero de 2012

Lab Testers, los nuevos embajadores de Lab Series


(English version at the end)

Los elegidos por Lab Series para su nueva campaña llamada LabTesters
Quienes me seguís en Twitter ya sabréis que desde hace unas semanas se ha hecho oficial mi colaboración con Lab Series, en una iniciativa que ellos han atinado llamar Lab Testers. La verdad es que se trata de una propuesta muy interesante en la que se combinan su interés en conocer una opinión de primera mano de sus usuarios, y mi afán por tener una piel sana y cuidada.

María Macias, responsable de comunicación y formación de Lab Series en España nos resumió el reto y la historia de la compañía.
 El viernes pasado tuvimos la primera reunión entre Lab Series y los seis Lab Testers que fuimos elegidos tras un concurso que realizaron en su fan page de Facebook.  En nuestro primer encuentro se asentaron los marcos de nuestra colaboración, que básicamente consiste en que haremos revisiones sinceras de los productos que nos dejan probar; un valiente ejercicio teniendo en cuenta que su interés en la crítica constructiva de sus productos es igual de poderoso que su interés en que contrastemos sus beneficios.
No hay nada más atractivo que unas bolsitas con regalos, especialmente cuando ya sabes que lo de dentro te va a gustar!
Y es que esa valentía está tremendamente relacionada con el hecho que sus productos están especialmente diseñados para hombres, un colectivo al que comprenden perfectamente de forma tanto fisiológica como comportamental . En sus estudios no sólo han considerado aquellas características que el hombre se enorgullece de reconocersi consigues que la crema, me hidrate, me sirva de aftershave y además me de buena suerte, mejor que si solo hace una cosa – como aquellas que reconocemos con la boca pequeña tras un tercer grado – ¿Robarle a mi mujer la crema hidratante¿ ¿Yo? ¡No sé de qué me hablas! ¡Este olor a fresa y peonia es típico de mi piel desde que me levanto!- .
Última vez que sonrío como un memo en la foto y que no me peino antes. Aquí los agraciados con nuestros primeros deberes.
 En fin, en los próximos meses iré sirviendo mis encarnizadas críticas a sus productos, pero de momento debo reconocer que me quito el sombrero ante su crema: si me miro en el espejo, me veo mucho mejor que en las fotos del evento, y eso sólo puede ser gracias a Lab Series, no?

¿Conocíais esta marca del grupo Estée Lauder? ¿Qué es lo que más os preocupa de vuestra piel?

- English version

Those of you who already follow me on twitter may already know it, but I have exciting news for you all. Last week I had a meeting with Lab Series regarding their latest initiative: LabTesters. It is such an interesting campaign this one, that merges both their interest in knowing first hand opinions on their products by real customers and the fact that I take my skin and my budget very seriously.

Last Friday, me and five other elected Lab Testers, they ran a thrilling race at their Facebook fan page, had a meeting at Lab Series’ offices where they basically expose the terms and conditions of our partnership. A brave exercise if you ask me, being as they are interested in the pure opinion whether it is favourable or not to their product.

That braveness comes hand in hand with the fact that their products are precisely design to satisfy men’s needs, and they do know them well, whether they are physiological or psychological. In their initial studies they considered both the things we say out loud – “if you can grant me that the cream works as an aftershave, a moisturizer and gives good luck, much better than if it only works one way” – and the ones we only care to recognize after a proper threat – “Me? Using my wife’s cream? That’s untrue! I always smell like strawberry and flowers, even when I wake up!” -.

Anyway, over the next few months I’ll be posting my very sugarless opinions on their products on their Facebook fan page, but up to know I must recognize that I tip my hat to them after seeing myself in their pictures and comparing that terrible image to what I saw in the mirror today, and that effect can only be the Lab Series effect, can’t it?

¿Did you know that brand of Estée Lauder group? ¿What’s your focus when it comes to your skin?

lunes, 13 de febrero de 2012

Un idilio con Santa Eulalia

(English version at the end - Versió catalana després)

Cuando pienso en Santa Eulalia, la primera palabra que viene a mi cabeza es “posibilidad”. No me refiero en particular al amplio rango de marcas que esta legendaria casa ofrece a quienes cruzan el umbral de sus puertas, que sin duda merece una reseña; tampoco hablo concretamente del hecho de que sus exclusivas prendas reducen la probabilidad de coincidencia con otras personas en aquellos escenarios en que para nosotros el vestir resulta importante; me refiero a su esmerado servicio.
Pantalón, cazadora y pañuelo: Prada. Camisa: Jil Sander. Gabardina: Herno
Cruzar las puertas de Santa Eulalia en Barcelona abre un abanico de posibilidades en el servicio que supera, con creces, la cortesía con que es de rigor que le traten a uno en según qué establecimientos. Eso, en Santa Eulalia, se da por sentado. En Santa Eulalia la atención al cliente no se termina al cruzar las puertas de su remodelada tienda; consiguen que lo improbable sea posible y fácil, con solo pedirlo. Y eso, hoy en día, no tiene precio; particularmente, cuando no tiene coste adicional.
Pantalón, cazadora, pañuelo y zapatos: Prada. Camisa: Jil Sander. Mocasines: Tom Ford
Os voy a contar una anécdota que viví en mis carnes y que no sólo es verídica, además ha sido uno de aquellos momentos que han afianzado más mi devoción hacia ellos.

Hace unos meses tuve que hacer un regalo a mi pareja por su cumpleaños. Era el primer regalo de cumpleaños que yo le hacía, así que comprenderéis que era importante acertar, más incluso: impresionar. Sé que no es una competición, no me malinterpretéis, pero no nos engañemos, en los asuntos del corazón no hay que jugársela tontamente. Decidí que visitaría Santa Eulalia, a ver si localizaba algún regalo que encajara con lo que tenía en mente y que me hiciera quedar bien.
Cazadora y pañuelo: Prada. Camisa: Jil Sander. Maletín: Prada

Regalar algo es mucho más complejo de lo que parece, y más cuando es la primera vez. ¿Qué dirán unos zapatos de Tom Ford? ¿Y si le regalo una gabardina Herno? ¿Tal vez un maletín? En fin, cuánto más miraba, más me costaba elegir, no os engañaré. Afortunadamente, el equipo de Santa Eulalia no sólo tuvo una paciencia infinita conmigo, también una dilatada experiencia en sacar de apuros a personas en busca de un regalo y finalmente me decidí por un maletín de Prada de piel color blanco que simplemente era como un regalo de los Dioses. En ese momento confieso que deseé que el regalo fuera para mí.
...el final de la historia lo podéis encontrar aquí!

- Versió en català

Quan penso en Santa Eulalia, la primera paraula que em ve al cap és "possibilitat". No em refereixo en particular a l'ampli rang de marques que aquesta llegendària casa ofereix als que creuen el llindar de les seves portes, que sens dubte mereix una ressenya; tampoc parlo concretament del fet que les seves exclusives peces redueixen la probabilitat de coincidència amb altres persones en aquells escenaris en què per a nosaltres el vestir és important; em refereixo al seu acurat servei.

Creuar les portes de Santa Eulalia a Barcelona obre un ventall de possibilitats en el servei que supera, amb escreix, la cortesia amb que és de rigor que se’l tracti a un segons  a quins establiments. Això, a Santa Eulalia, es dóna per fet. A Santa Eulalia l'atenció al client no s'acaba en creuar les portes de la seva remodelada botiga; aconsegueixen que el més improbable sigui possible i fàcil, amb només demanar-ho. I això, avui dia, no té preu; particularment, quan no té cost addicional.

Us explicaré una anècdota que vaig viure en la meva pròpia pell i que no només és verídica, a més ha estat un d'aquells moments que han refermat més la meva devoció cap a ells.

Fa uns mesos vaig haver de fer un regal a la meva parella pel seu aniversari. Era el primer regal d'aniversari que jo li feia, així que entendreu que era important encertar, més fins i tot: impressionar. Sé que no és una competició, no em malinterpreteu, però no ens enganyem, en els assumptes del cor no cal jugar-se-la  tontament. Vaig decidir que visitaria Santa Eulalia, a veure si localitzava algun regal que encaixés amb el que tenia en ment i que em fes quedar bé.

Regalar alguna cosa és molt més complex del que sembla, i més quan és la primera vegada. Què diran unes sabates de Tom Ford? I si li regalo una gavardina Herno? Potser un maletí? En fi, com més mirava, més em costava triar, no us enganyaré. Afortunadament, l'equip de Santa Eulalia no només va tenir una paciència infinita amb mi, també una dilatada experiència en treure de dificultats a persones en la recerca d'un regal i finalment em vaig decidir per un maletí de Prada de pell color blanc que simplement era com un regal dels Déus. En aquest moment confesso que vaig desitjar que el regal fos per a mi.

...el final de la història podeu veure'l aquí!

- English version

When I think of Santa Eulalia, the first word that comes to mind is "possibility". I’m not referring to the wide range of brands that this legendary house offers those who cross the threshold of their doors, which certainly deserves a closer look, nor do I speak specifically of the fact that their exclusive garments reduce the likelihood of dressing the same as someone else in an important event; I refer to their great service.

When you pass through the doors of Santa Eulalia in Barcelona a range of possibilities opens up in the service that by far exceeds the courtesy with which you’re treated in some establishments. In Santa Eulalia, this is natural. In Santa Eulalia the customer service does not end when exiting the doors of its remodelled store; they make the improbable possible and easy, you just have to ask. And that, today, is priceless. Especially when it has no additional cost.

I'll tell you a story that I have experienced myself. A story that is not only true, it has also been one of those moments that have consolidated my devotion to them.

A few months ago I had to get a birthday present for my boyfriend. It was the first birthday present I had ever bought for him so I’m sure you understand how important it was to get it right and to impress him. I know it’s not a competition, don’t get me wrong, but make no mistake, when it comes to love you shouldn’t risk. I decided to visit Santa Eulalia to see if I could find a gift that would fit what I had in mind.

Giving a present is much more complex than it looks, especially when it is the first time. What would he say about a pair of Tom Ford shoes? What if I give him a Herno raincoat? Perhaps a suit case? In short, the more I looked, the more difficult it became. Fortunately, the team at Santa Eulalia not only had infinite patience with me, they also have extensive experience in saving people looking for the perfect gift and I finally decided on a white leather Prada bag that was like a gift from the gods. At that moment, I have to confess, I wished the gift was for me.


... find out the end of the story right  here!

jueves, 9 de febrero de 2012

Kokorico, la esencia viril de Jean Paul Gaultier


Una degustación de chocolates que despertaban nuestras sensaciones - Photo:xaviworld

Jean Paul Gaultier no necesita presentaciones, huelga decir, como os comenté, que se le considera el enfant terrible de la moda francesa, fundamentalmente por su carácter de agitador cultural. El miércoles por la noche, un reducido grupo de blogueros fuimos invitados a la presentación en España del perfume Kokorico, ya disponible en las tiendas de nuestro país, y que es el último lanzamiento de JPG. Una fragancia con notas muy distintas al clásico “Le Male” que tantos años ha estado en el número uno de los perfumes más vendidos.
Aquí tenéis una imagen de los frascos - photo: xaviworld

Y es que todo lo que Le Male tiene de amaneramiento y dulzura, Kokorico lo tiene de virilidad y fuerza, no en balde su nombre es una oda al gallo del corral. Su imagen, no podía ser otra que nuestro modelo más internacional Jon Kortajarena, quien aparece ni más ni menos que bailando flamenco. Y nos confirmaron que era él mismo, y no un Rafael Amargo de la vida, el que bailaba. Eso sí, algunos planos se aceleraron para que pareciera que bailaba mejor. Y confieso que a todos nos tranquilizó saber que Jon es ducho, pero no tanto.
Javi de Javito&Cool, Nacho de OlieteWorld y Fede de e-coolsystem iban impecables. - photo: xaviworld

Kokorico tiene un olor muy particular: Además del cacao como nota principal de corazón, - que ya sabemos que es adictivo y afrodisíaco - la fragancia cuenta con toques aromáticos de hoja de higuera y el pachulí en sus notas de salida, el cedro y el vetiver como notas de fondo.  El frasco, además, juega con nuestra mente y según como se mire es un cuerpo masculino – como en Le Male – o una cara de un hombre.
Charly de Elsexodebildelamoda se calzó la chaqueta de Jon y con ese cuerpo modelo le quedaba impresionante.  - Photo:xaviworld
Con semejante producto como centro del evento, podéis imaginar que los juegos de mente y el chocolate fueron las notas dominantes de toda la velada. Una fiesta cuyo catering se basaba en el chocolate, principalmente, y en despertar nuestros sentidos de las formas más diversas: con vendas en los ojos, con cámaras en las gafas o con degustaciones de chocolates. El caso es que Kokorico dejó muy claro que quiere llegar a lo más alto del palo del gallinero.
Los chicos que nos atendieron en el evento llevaban unas gafas supersónicas con una cámara en el puente, lo veis? - Photo:xaviworld
 ¿Qué os parece la fragancia? ¿Os animáis a probarla?

- English version

Jean Paul Gaultier needs no further presentation whatsoever, but it’s he is without a doubt the enfant terrible of fashion and he is a cultural agitator. Wednesday night a few bloggers were invited to the launch in Spain of Gaultier’s latest fragrance: Kokorico. The new perfume is far from the mannerisms of Le Male, formerly top seller in fragrances for men and it’s all about virility and strength, therefore being it’s name an ode to the cock – the animal, dirty minded! - the manhood icon in France.

The image for their campaign is no other than Jon Kortajarena, the most international Spanish model, and you can see himself dancing flamenco. And it’s relieving indeed to know although that it’s really him dancing, but some of the images were just in fast forward; being perfect in everything would be certainly annoying.

Kokorico has a very special scent: there is cocoa bean, patchouli, cedar and vetiver  to express masculinity and power. The flask, on top of it, it’s a mind game: on one side you see a male body – such as Le Male’s bottle – and on the other side, just a man face.

So being as it is a perfume based on cocoa and mind games, the event was full of them: the catering was chocolate based – most of it to say the least – and they were all sorts of treats to rise our instincts and to provoke our feelings and emotions: blinded tasting or cameras on glasses, everything was possible. It’s clear to me, Kokoriko will aim for the number one on the cockpit.


lunes, 6 de febrero de 2012

Jean Paul Gaultier: la fiesta más esperada

Esta semana, Madrid se viste de fiesta y no precisamente para celebrar el carnaval. Jean Paul Gaultier presentará en la capital un nuevo perfume cuyo lanzamiento viene rodeado de un aura de misterio y seducción, dos clásicos del diseñador francés, y será un evento de altura! Para mi fortuna, me encuentro entre los invitados y ya puedo decir que me muero de ganas de ir!



Y es que el enfant terrible de la moda francesa tiene un vínculo con nuestro país que va más allá de su conocido amor por Ibiza, o su amistad con Victoria Abril; en sus años mozos el modisto veraneaba en el País Vasco francés y a menudo paseaba por el norte de España cosa que le llevó a amar nuestra arquitectura modernista y nuestro folclore, algo que se ha visto en sus diseños durante muchos años.

Y la verdad es que parece que el sentimiento es recíproco: sus perfumes se listan entre los más vendidos en nuestro país, sus ropas han sido un símbolo inequívoco de modernidad para muchas generaciones y, este 2012, le rendirán un merecido homenaje en la Fundación Mapfre en el que se mostrará una cuidada selección de sus diseños.

No sé porqué me imagino el evento como un baile de máscaras...espero que no sea así, no tengo ninguna en el fondo del armario, pero lo presiento!
Está claro, que Jean Paul Gaultier ha dado y dará mucho que hablar, y si no me creéis, estad atentos, en los próximos días revelaremos el misterio de la fiesta.

- English version

This week, Madrid is dressing up for a big party, and its not precisely carnival what I’m talking about. Jean Paul Gaultier is about to launch a new perfume and such an event comes with an air of mystery and seduction, a classic coming from him. Lucky me, I’m honoured to be invited to the party and I can't hide my joy!

Truth is that the enfant terrible of Frech fashion has quite a tight link with Spain that clearly goes far beyond his devotion for Ibiza or his friendship with Victoria Abril. When he was just a teenager, he used to spend his summers in the French side of the Basque Country, therefore stepping in our borders several times, to fall in love for our architecture and folklore, something he has showed several times on the catwalk.

And it seems to me that there is a reciprocity in those feelings: his perfumes have been best sellers in our country for years, his designs a synonym of modernity for generations and this very 2012 we’ll be able to see an homage to his career at the Fundacion Mapfre building.

Jean Paul Gaultier has always been and will be an interesting topic to talk about, mark my words. If you don’t believe me, stay tuned and over the next few days I’ll unveil the mystery.